OPINIÓN

Flexibilidad para construir el bien común

Somos únicos e irrepetibles pero al mismo tiempo somos seres sociales Y por tanto interdependientes estos dos elementos son una realidad.

El reto es ¿Cómo armonizar nuestras diferencias Y convertirlas en fortalezas? Y evitar la división y discordia que nos destruye?. 

Para ello tenemos que practicar al menos estas tres virtudes:

 1.- La prudencia:  a través de ella me tengo que dar cuenta que yo no lo sé todo, ni tengo  la visión total y completa de la realidad, por lo que tengo que ver a otras personas que complementan la visión que yo tengo.

Tengo que saber escuchar,  para tener una visión más realista de la vida.

2.- En segundo término  tengo que practicar la virtud de la humildad que significa vivir en la realidad es decir hay cosas que sí sé. Y  hay muchas otras que ignoro.  Hay cosas que hago de una determinada manera pero tengo que aceptar que hay muchas otras formas cómo se pueden hacer las cosas no sólo como yo las hago o digo que deben hacerse.

3.- En tercer lugar está la virtud de la flexibilidad que es la facilidad con disposición para aceptar otras propuestas distintas de la mía buscando siempre un bien mayor.

Flexibilidad  para  construir el bien común.

Flexibilidad: Facilidad para acomodarse a distintas situaciones o a las propuestas de otros:

Bien común: Es un conjunto de condiciones sociales que facilitan y promueven el perfeccionamiento del ser humano.

1.-Hacer algo juntos (Encuentro de personas), aportamos nuestros conocimientos y calidad personal.

2.-Hacerlo bien  (técnica y éticamente). Es decir hacer bien el  Bien. No trasladar a “otros” la tarea sino a “nos-otros”.

Yo hago lo que usted no puede, y usted hace lo que yo no puedo. Juntos podemos hacer grandes cosas. Madre Teresa de Calcuta

En los tres casos lo que buscamos es el bien común es decir aquello que supera el bien particular Y que se consigue gracias a la participación de todos,  porque cada quien aporta lo mejor que tiene.

Y así en la vida del matrimonio por ejemplo lo que importa no es ganar una discusión Sino tener claro cuál es el bien mayor para la unidad Y la felicidad del matrimonio. Y entonces seleccionamos una u otra alternativa la que más convenga.

Lo mismo en la dirección que seleccionamos para la educación de nuestra familia.  Hay muchas alternativas. ¿Cuál escoger? puede haber discusiones al respecto pero lo importante es que lleguemos a un acuerdo   en el cual el criterio más importante es aquello que beneficia a todos.

En el mundo de la empresa pasa lo mismo, cada quien tiene un punto de vista Y puede aportar soluciones,  lo importante es encontrar aquella solución que más beneficia a todos.

Tenemos que saber que aquí no hay paraísos terrenales por lo que cualquiera de las soluciones encontramos tendrá puntos positivos Y otros que no lo son,  pero tenemos la posibilidad de valorar y en un momento dado corregir el rumbo.

RECUERDA QUE NECESITAMOS DE LA FLEXIBILIDAD PARA CONSTRUIR EL BIEN COMÚN Y SER FELICES.

Mostrar más

Artículos relacionados

Deberías de ver

Close

Adblock Detected

Please consider supporting us by disabling your ad blocker