EL MUNDO

China enfrenta nuevo brote de COVID y se encamina a un nuevo confinamiento

La ciudad reportó el domingo un total de mil 828 nuevos casos de COVID, 147 de ellos importados

Los casos de virus de China continuaron aumentando durante el fin de semana con cientos de infecciones detectadas en la provincia de Anhui, donde dos condados ya estaban bloqueados.

El país reportó 380 casos el domingo, luego de 385 el sábado. Las infecciones han aumentado en los últimos días después de mantenerse por debajo de 50 durante la mayor parte de las dos semanas anteriores. Anhui, el centro del último brote, reportó 287 casos el domingo. Se impuso un bloqueo en el condado de Lingbi en el noreste de Anhui desde el viernes por la tarde, mientras que el condado vecino de Si realizó su sexta prueba masiva el domingo.

Si bien China parece haber controlado los brotes anteriores en las megaciudades de Shanghai y Beijing, su objetivo de COVID-Zero se enfrenta nuevamente a una prueba en sus provincias orientales. La provincia vecina de Shanghai, Jiangsu, reportó 56 casos el domingo.

Shanghái reportó tres casos locales el domingo. Uno fue encontrado fuera de la cuarentena del gobierno después de seis días de que la ciudad no informara infecciones comunitarias. Zhao Dandan, subdirector de la comisión de salud municipal de Shanghai, advirtió en una sesión informativa el domingo que la ciudad aún enfrenta riesgos de un repunte en los casos de COVID-19. Beijing no reportó nuevos casos para el domingo.

El presidente Xi Jinping reafirmó el miércoles la importancia de apegarse a la política COVID-Zero. Dijo que relajar los controles de COVID pondría en riesgo demasiadas vidas en el país más poblado del mundo, y que China preferiría soportar algún impacto temporal en el desarrollo económico que permitir que el virus perjudique la seguridad y la salud de las personas.

Macao, que informó el domingo sus dos primeras muertes por COVID de la pandemia, no descartaría cerrar toda la ciudad si sus medidas de control del virus no logran frenar la transmisión, dijo el secretario de Asuntos Sociales y Cultura, Ao Ieong U, en una sesión informativa el domingo. La ciudad ha anunciado que llevará a cabo tres rondas más de pruebas masivas esta semana, con la llegada de 650 trabajadores de China continental para brindar apoyo. Se informó un total de 784 casos durante el brote actual, que comenzó el 18 de junio.

En Hong Kong, el nuevo presidente ejecutivo, John Lee, dijo que no hay una necesidad inmediata de una campaña universal y obligatoria de pruebass n la ciudad, pero enfatizó la necesidad de reducir las infecciones diarias, que han alcanzado su nivel más alto desde abril.

Lee, quien prestó juramento ante Xi el viernes, dijo a la emisora TVB el domingo que las autoridades deben realizar más pruebas de laboratorio de ácido nucleico para detectar covid, pero esto no se expandiría a una campaña de detección obligatoria universal por ahora.

El director ejecutivo reconoció la necesidad de reducir las transmisiones, pero no especificó si el objetivo sería llegar a COVID Zero, el enfoque adoptado por China continental, que implementa campañas de pruebas masivas y bloqueos para acabar con las infecciones.

Lee dijo que su administración estaba trabajando con funcionarios chinos para introducir viajes libres de cuarentena para las personas que vienen de Hong Kong al continente. También dijo que los requisitos de cuarentena para las llegadas internacionales a Hong Kong podrían ajustarse para reducir los inconvenientes.

La ciudad reportó el domingo un total de mil 828 nuevos casos de COVID, 147 de ellos importados. Las autoridades de salud dijeron en una sesión informativa que no hubo nuevas muertes relacionadas con el virus. Un paciente estaba en estado crítico y tres estaban graves, dijeron.

EL FINANCIERO

Show More

Related Articles

Back to top button

Adblock Detected

Please consider supporting us by disabling your ad blocker