REPORTE ESPECIAL

En busca del “oro azul”

Con una serie de problemas en sus motores, pescadores de la Bahía de Altata se lanzaron a la mar para dar inicio a la temporada de captura de camarón 2017-2018, el resultado que esperan en sus primeros lances es acumular entre 15 a 20 kilogramos, en el mejor de los casos hasta 30 kgs.

Para proveer a las embarcaciones con redes de captura, combustible y reparación de motores, recurrieron al empeño por montos de cercanos a los 50 mil pesos.

Guadalupe Pacheco, Pdte de la Federación de Sociedades Cooperativas Pesqueras de Altata, Navolato, pidió a las autoridades de la Conapesca reforzar la inspección para evitar a los pescadores golondrinos que causan disminución en la rentabilidad a los ribereños quienes realmente dependen de la actividad.

Con información de Julio César Caro

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

Deberias de ver

Close